Acelga: Valores Nutricionales y Propiedades Medicinales

¡Compártelo con tus seguidores!

Acelga: Valores Nutricionales y Propiedades Medicinales
5 (100%) 1 vote

La acelga (Beta vulgaris) es un vegetal muy saludable que tiene diversos efectos curativos. Este es un cultivo muy antiguo que fue muy apreciado, tanto por su sabor como por sus propiedades nutricionales y medicinales.

El médico antiguo más famoso, Hipócrates, las usaba como laxante suave, para curar heridas, neumonía, bronquitis y para mejorar el humor de sus pacientes. También fueron utilizadas por los romanos, y hasta el día de hoy son muy apreciadas por sus beneficios, especialmente para bajar de peso y mejorar la salud gastrointestinal.

Las acelgas proporcionan una gran cantidad de antioxidantes, vitaminas, fibra, carotenos, saponinas, aminoácidos importantes y azúcares orgánicos. Así como una gran variedad de sustancias bioactivas que son muy buenas para la salud.

También es un alimento recomendado para deportistas, pues ayuda a mejorar el rendimiento físico, reduce los calambres y ayuda a proteger los huesos y los músculos luego del entrenamiento, ayudando a evitar las lesiones.

Aporte nutricional de la acelga y sus propiedades

La acelga (Beta vulgaris, de la variedad cicla) es una subespecie de Beta vulgaris de la familia de las Quenopodiáceas, que cuenta con otras 1.400 especies. Otras Beta vulgaris de consumo común son la remolacha y la espinaca.

De las acelgas solamente se comen sus hojas de color verde o rojizo, según la variedad de la que se trate: Borgoña, Rey de invierno, Arco Iris, Ginebra o Lucullis, entre otras. Son muy populares en la dieta mediterránea, son deliciosas y, aunque sea una hortaliza en ocasiones subvalorada, su aporte nutricional es excelente.

Generalmente se cree que la espinaca es más saludable, pero su contenido en macronutrientes es igualmente excepcional y tiene más minerales saludables, como el potasio.

Esta verdura es un alimento liviano que contiene hasta un 90% de agua. Tiene muy poca azúcar, 0 de grasas y aporta solamente 25 kcal por cada 100 gramos, además de:

  • 2 gramos de proteínas
  • 3 gramos de carbohidratos
  • 3 g de fibra dietaria

Contiene más fibra que otras verduras de hoja, lo cual aporta muchos beneficios al organismo, como aumentar la saciedad para bajar de peso, mejorar la digestión y reducir el colesterol.

El contenido de micronutrientes de las acelgas es óptimo. Contiene ácido fólico, vitamina C, E, K, vitamina B2, betacaroteno y altas cantidades de hierro, calcio y magnesio. También contiene potasio, manganeso y cobre.

propiedades acelga

Además, contiene 13 variedades de flavonoides y carotenoides, los pigmentos que le dan su color natural, así como clorofila, nutrientes que proporcionan diversos efectos saludables en el organismo.

Beneficios medicinales de la acelga

  • Combate los radicales libres
  • Fortalece los huesos
  • Ayuda a bajar de peso
  • Antidiabético
  • Evita el estreñimiento
  • Previene las hemorroides
  • Desintoxica el hígado
  • Apoya el tratamiento de enfermedades hepáticas
  • Fortalece la inmunidad
  • Combate la anemia
  • Previene las infecciones y las alergias
  • Reduce el colesterol
  • Protege la salud del sistema cardiovascular
  • Mejora la circulación sanguínea
  • Favorece la digestión y la salud intestinal
  • Promueve una visión saludable
  • Mejora la salud de la piel y el cabello
  • Es recomendado para embarazadas y mujeres lactantes

Las acelgas ayudan a reducir los niveles de glucosa en sangre, reducen el riesgo de diabetes y apoya el tratamiento de la lesión hepática en los pacientes con diabetes mellitus. Asimismo, es indicada para las personas que sufren problemas hepáticos o enfermedades de las vías biliares (de la vesícula, el hígado o insuficiencia hepática).

Su contenido en folatos hacen que sea una hortaliza muy recomendada para mujeres embarazadas, antes y después de la gestación.

Sus efectos van más allá de la salud, pues también proporciona beneficios estéticos. Contiene biotina, que estimula los folículos pilosos y mejora la textura del cabello. También regula su sebo, así como la grasitud de la piel.

Los estudios señalan que los flavonoides en la acelga pueden ayudar a prevenir el crecimiento de tumores cancerosos, como el de hígado, colon, mama y vejiga. También puede reducir la resistencia de los tumores a las sustancias terapéuticas.

Por sus altos contenidos de magnesio, también proporciona un mejor ánimo y ayuda a evitar la depresión.

¿Por qué es buena para los deportistas?

Los alimentos nutricionalmente ricos son fundamentales para los deportistas, atletas y personas que realizan actividades físicas, pues les permite aprovechar mejor la energía del cuerpo.

Las acelgas ayudan a reducir la cantidad de oxígeno que se requiere al hacer ejercicio, pero además aporta el magnesio que se pierde con el esfuerzo. Y esto es lo que se necesita para optimizar la transmisión nerviosa y evitar los temidos calambres o agujetas.

Gracias a su aporte energético, este alimento ayuda a mejorar el rendimiento y a reducir la inflamación (especialmente en la zona abdominal), protege los músculos, los huesos y reduce el riesgo de fracturas o desmineralización.

Para los deportistas, se recomienda comer acelgas tanto antes como después del entrenamiento, pues ayuda a aumentar la energía y a disolver el ácido láctico que se ha acumulado luego de una práctica de ejercicios de alta intensidad. 

Preguntas frecuentes

¿Tiene contraindicaciones?

Esta verdura está contraindicada para las personas que padecen cálculos renales, pues contiene oxalatos (entre 110 y 940 miligramos de ácido oxálico por cada 100 gramos). Tampoco se recomienda para quienes consumen medicamentos anticoagulantes.

¿Puedo comer acelgas con intolerancia a la fructosa?

Si puedes, pues tiene valores relativamente bajos de fructosa (0.6 gramos por cada 100 gramos. Su contenido de glucosa es de 1,5 gramos por cada 100 gramos de verdura.

¿Puedo comerlas si soy alérgico?

Las acelgas pueden ser consumidas por celíacos y personas alérgicas a todo tipo de alimentos, como lactosa, frutos secos, mariscos, etc. También puede ser consumida por diabéticos con y sin uso de insulina.

¿Cómo elegir las acelgas?

Al comprar acelgas, debes observar que las hojas y los tallos estén brillantes, sin manchas marrones y se vean crujientes. Las hojas marchitas indican el ataque de insectos. Es importante verificar que las hojas externas se encuentren en buen estado, pues son las que más vitaminas aportan.

recetas de acelgas

¿Cómo mantengo frescas las acelgas?

Cuanto más tiempo se almacenan, mayores nutrientes se pierden, por lo cual es fundamental que las consumas no más de 3 días luego de su compra. Si las guardas en el verdulero del frigorífico, se conservarán unos días más. También las puedes congelar, remojándolas previamente durante 2 o 3 minutos en agua hirviendo.

¿Cómo cocinar la acelga para preservar sus nutrientes?

La mejor forma de cocinarlas es al vapor, pero también las puedes hervir, pero no más de 10 minutos. La razón es que pasado ese tiempo se pierde el 80% de su contenido en vitamina C.

LECTURA RECOMENDADA:

>> Las recetas más fáciles con olla de cocción lenta (Larousse – Libros Ilustrados/ Prácticos)

¿Puedo comer acelgas crudas?

Sí. Las acelgas se pueden comer crudas en ensalada y es cuando mejor aprovechas sus nutrientes. Puedes combinarlas con otras verduras crudas y aderezarlas con aceite de oliva, ajo, jugo de limón y mostaza.

¿Conviene recalentar las acelgas?

No. Las acelgas y las espinacas, así como otras verduras de hoja verde, pueden volverse tóxicas cuando se recalientan, debido a la cantidad de nitratos que contienen. Para eliminar los nitratos es necesario lavar muy bien las verduras, pero si las recalientas, estos aumentan. Y aunque se deben comer grandes cantidades para intoxicarse, este mínimo contenido puede ser muy peligroso en los niños.

¿Puedo darle acelga a mi bebé?

No se recomienda que un niño menor de 1 año coma acelgas ni espinacas. Si se incluyen en un puré, no deben superar el 20%. Los niños de 1 a 3 años no deben comer más de una ración al día, tanto de acelgas como de espinacas.

LECTURA RECOMENDADA:

>> Superalimentos para una vida sana: Prólogo del Chef Gonzalo D’Ambrosio

¡Compártelo con tus seguidores!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *