Alcachofa: Cómo tomarla para reducir las grasas y mejorar la salud

¡Compártelo con tus seguidores!

Alcachofa: Cómo tomarla para reducir las grasas y mejorar la salud
5 (100%) 1 vote

La alcachofa es la flor de la alcachofera, una planta que se utiliza desde la antigüedad como alimento y como remedio herbario. Y si bien la consideramos un producto natural común, su composición nutricional es extraordinaria.

Actualmente, se emplea contra la anemia, la diabetes, para reducir el colesterol, los triglicéridos, para proteger el hígado y mejorar la digestión, especialmente de las grasas, lo cual ayuda a bajar de peso.

Su origen es posiblemente egipcio y era usada por romanos y griegos, quienes la conocían como cynara. Hoy se la reconoce bajo diversas denominaciones, como alcaucil, morrilla, flor de cardo, entre otros.

Los beneficios de la alcachofa proceden de su consumo alimenticio en preparaciones culinarias. Como extracto de flores, en forma de cápsulas, polvos, o complementos nutricionales que se agregan a las comidas.

¿Qué es la alcachofa?

El nombre científico de esta planta es Cynara scolymus, del género Cynara y la familia Asteraceae. Su flor (y no su fruto, como se cree habitualmente) es la alcachofa o alcaucil. Una floración comestible, especialmente la parte denominada “corazón”, la más tierna.

Esta flor aporta a nuestra dieta proteínas, carbohidratos, vitaminas, minerales, fibra y agua. El componente mayoritario son los carbohidratos como fibra e inulina; contiene vitamina B1, B3 y vitamina C (25% de la Ingesta Diaria Recomendada), vitamina K (24% de la IDR), hierro (22% de la IDR), calcio, potasio, sodio y fósforo, entre otros macronutrientes.

Estas sustancias son muy importantes para la salud, pero los componentes que más se destacan en esta flor son las sustancias que se encuentran en mínimas cantidades, pero que proporcionan los mayores beneficios.

Las alcachofas contienen tres enzimas de gran valor, quimosina, pepsina y paraquimosina, así como cinarina (principio activo de Cynara scolymus), el que incrementa la producción de bilis en el hígado y reduce el colesterol, entre otros beneficios.

alcachofa beneficios

Beneficios de la alcachofa

Protege el hígado

Es un protector hepático, pues reduce la acción de los radicales libres que producen oxidación celular. Inhibe la oxidación de las lipoproteínas de baja densidad, es antitóxico y se recomienda especialmente en casos de hepatitis e insuficiencia hepática.

Favorece la digestión y ayuda a perder peso

Tiene propiedades coleréticas (activa la producción de bilis como función hepática) y colagogas (ayuda a eliminar la bilis de la vesícula y limpia el intestino) favoreciendo la digestión de las grasas.

Es beneficiosa para mejorar la digestión, especialmente de comidas grasas, y para evitar ardor estomacal o aerofagia, así como facilitar las digestiones pesadas o lentas. También es saciante, muy rica en fibra y un gran diurético, tres efectos que proporcionan grandes beneficios para perder peso.

Evita la retención de líquidos

La alcachofa ayuda a eliminar el exceso de líquidos, efecto que, junto con su contenido en potasio, ayuda a mantener el equilibrio de la presión arterial. Los electrolitos de potasio (K+) son muy importantes para la contracción muscular, especialmente del músculo cardíaco.

Su efecto diurético proporciona múltiples efectos favorables para el organismo. En ocasiones, la hinchazón que provoca el exceso de líquidos se confunde con sobrepeso, pero puede ser ocasionada por no beber suficiente líquido, comer demasiada sal o por cambios hormonales.

LECTURA RECOMENDADA:

>> Huerto urbano para todos: Guía completa para cultivar tus propios alimentos en casa (Libros Singulares)

Reduce el colesterol y los triglicéridos

Cuando existen valores elevados de colesterol en el cuerpo, es recomendable un cambio en la dieta, pero en lugar de consumir medicamentos hipolipemiantes sintéticos se puede optar por tomar este extracto natural que facilita el drenaje del colesterol.

El alcaucil inhibe la acción de la bradiquinina, una sustancia que facilita la acumulación de colesterol en las arterias, aumenta la eliminación de bilis, inhibe la formación de colesterol nuevo y la oxidación del colesterol LDL (colesterol “bueno”). Además disminuye y demora la absorción del azúcar, reduciendo los triglicéridos en sangre.

alcachofa propiedades

Ayuda a combatir la diabetes

La alcachofa contiene inulina, un tipo de azúcar que al ser procesada en el organismo se convierte en fructosa en lugar de glucosa, por eso es muy recomendada para los diabéticos.

No solo ayuda a estabilizar los niveles de azúcar en sangre, sino que ralentiza la absorción de glucosa evitando elevaciones bruscas de la glucemia. Al mismo tiempo, su sabor dulce ayuda a eliminar los antojos por los alimentos con azúcar.

Además de estos usos, las alcachofas combaten el estreñimiento, fortalecen las defensas. Además de mejoran la absorción de los nutrientes de los alimentos, ayudan a combatir la anemia y también la migraña.

Formas de consumir alcachofa, dosis y recomendaciones

Las alcachofas pueden consumirse como una fruta, en polvo o en complementos nutricionales. La recomendación sobre las dosis de alimento es de 2 a 3 raciones a la semana. O en base a las instrucciones de los productos, que varían en función de la pureza del extracto.

También existe en forma de líquido y en tintura, con una dosis aproximada de 6 gramos al día. Así como en cápsulas (aproximadamente 600 mg de extracto por porción).

RECOMENDADO:

>> SanaExpert LeberVital Pro, Suplemento Nutricional para el Hígado y los Riñones, Capsulas Depurativas con Extracto de Cardo Mariano, Alcachofa, Cúrcuma, Raíz de Diente de León (120 Cápsulas)

Si bien es un producto natural y saludable, no se recomienda su consumo en personas que sufren de obstrucción de los conductos biliares. O quienes puedan tener alergia a las alcachofas y en embarazadas y lactantes. Es aconsejable consultar al médico si se toman anticoagulantes del tipo de las cumarinas.

Es posible que al comenzar a consumir el producto ocurran ligeras molestias gastrointestinales derivadas de la limpieza desintoxicante, como diarreas o molestias estomacales. Lo mismo ocurre cuando una persona no acostumbra a comer fruta o verduras crudas y comienza a hacerlo por recomendación médica.

LECTURA RECOMENDADA:

>> Superalimentos para una vida sana: Prólogo del Chef Gonzalo D’Ambrosio

Conclusión

Esta flor que parece fruto no es un producto que consumamos regularmente y sin embargo, deberíamos hacerlo. El extracto de alcachofa es recomendado para el tratamiento de las dolencias mencionadas. Así como en las dietas para bajar de peso y para prevenir enfermedades. Especialmente las relacionadas con inflamación y baja inmunidad.

Si bien existen diversas formas de consumir la alcachofa, siempre es recomendable optar por un producto de calidad. Asegurándonos la pureza de sus componentes; lo que nos permitirá obtener los máximos beneficios de su consumo.

¡Compártelo con tus seguidores!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *